Pasa en ETER

Los pumas dejaron la vida y no les alcanzó
Por Julián Suez | @juli_suez

Los All Blacks lo hicieron por décima cuarta vez consecutiva, vencieron a Los Pumas en el Rugby Championship en el estadio José Amalfitani. ”Los Hombres de Negro“ derrotaron por 20 a 16 a los argentinos. Ninguno de los dos equipos tuvo su mejor versión en el arranque del certamen, los locales, sin embargo, mostraron un mejor juego aunque no fue suficiente. ETER presenció la nueva victoria de los bicampeones Mundiales.

El país de Oceanía vino a Argentina sin sus jugadores de Crusaders debido al protocolo de descanso que impuso La Unión de Nueva Zelanda, para que llegasen en mejores condiciones físicas al Mundial. En cambio, Argentina puso toda su artillería proveniente de Jaguares y agregó de Europa a Nicolás Sánchez y Juan Figallo. Era el momento, la mayoría de los Pumas venían de una final en el Súper Rugby y por cinco metros y una buena defensa se le escapó la victoria al conjunto dirigido por Mario Ledesma. ”Hay que valorar el laburo que vienen haciendo los chicos durante años. Ninguno de los dos estuvo fino hoy. Y cuando se presenta la oportunidad y vos tenes la última pelota hubiese estado buenísimo ganarlo“, declaró Ledesma.





Las Fuerzas Armadas entonaron el Himno Nacional y el cantante Diego Torres prestó su voz para entonar las estrofas. Los 15 integrantes del equipo titular argentino sintieron y se emocionaron cuando escucharon al cantante. Luego, vino la danza más temida: el Haka. Hubo un silencio como en el desierto y lo único que se escuchaba era la voz de Aaron Smith y 14 hombres más.

El partido inició con dos penales de los visitantes y Sánchez y Emiliano Boffelli convirtieron los penales. Los Pumas estaban 6 a 0. Sin embargo, era solo cuestión de minutos para que algún All Black truncara la ilusión argentina. El encargado de apoyar la pelota en el in-goal fue Ngani Laumape y la conversión a los palos la pateó Beauden Barrett. Más tarde, las esperanzas retornaron con un nuevo penal del apertura que se desempeña en el Stade Français. A pesar de ello, el diez neozelandés alejó al equipo imponiéndose por 13 a 9. Cuando finalizaban los primeros 40 minutos, una excelente lectura de pase por parte de Brodie Retallick en la mitad de la cancha generó un nuevo try para Nueva Zelanda y estirar la diferencia 20 a 9.


En la segunda mitad
, la gran defensa de Los Pumas hizo que los All Blacks no convirtieran un solo punto en todo el tiempo. Esto no sucedía desde el duelo frente a Los Springbocks en 2011. Al comenzar la etapa final, Tomás Cubelli abrió el juego hacia la izquierda tras un ruck, Nico Sánchez pateó muy alto la pelota, justo en la línea del in-goal y Boffelli saltó por los aires, tomó posesión de ella y levantó a más de 31 mil personas en la cancha de Vélez, dándoles así la posibilidad de creer de que iban a ser la primer camada en ganarles a los de negro. ”Hicimos mucho foco en la defensa, en los tackles y en armar una buena línea para el line“, declaró Sam Cane. El último minuto no fue apto para cardiacos. Julián Montoya realizó el line, luego entre todos los que estaban cerca empujaron hacia adelante, faltaban solo cinco metros para hacer historia, pero una defensa sólida por parte de los All Blacks llevó a que la pelota se trabara y el referee cobrara penal para ellos y se llevaran la victoria número 14 al hilo. ”Cuando estás en la cabina, no pensás en quién va a ganar sino en cómo se desempeña el equipo. Te fijas en lo que el equipo tiene que hacer, no sabes quién gana y quién pierde hasta que suena la chicharra“, afirmó Steve Hansen.


La semana que viene, por la segunda fecha del Rugby Championship, Argentina enfrentará a Australia en Brisbane el sábado 27 de julio a las 6.45 de la mañana hora local. Por su parte, Nueva Zelanda buscará vencer a Sudáfrica en Wellington el mismo día, pero a las 4.35 hora de Argentina.

Galería
Suscribite a nuestro newsletter